Hace tiempo que no iba a buscar meros por mi zona de pesca, es más, hacia tiempo que no iba a pescar con mi kayak.


Le comente a amigos y familiares que tenía ganas de ir a pescar un mero y viendo que la predicción meteorológica era la ideal me dispuse a preparar mis aparejos y cebos ideales y exclusivos para esta especie (Mero, EPHINEPHELUS MARGINATUS).


Dicho y hecho una mañana de principios de verano y después de unas dos horas de intensas derivas sobre mis waypoints me pude hacer con un bonito ejemplar de Mero. Os dejo con algunas instantáneas, un saludo y que la pesca os acompañe!!!